Los caminos de México

Aunque las perspectivas de la economía mexicana para este 2013 se han sido visto reducidas por varios organismos internacionales, es un hecho que sus posibilidades de crecimiento sostenido aumentaron en los últimos tiempos. Esto se ha notado particularmente desde la ascensión al poder de Enrique Peña Nieto.

Con 115 millones de habitantes y una superficie que ronda los 2 millones de km2 México no es poca cosa. Aunque mexicanos en busca de trabajo cruzando la frontera con los Estados Unidos y los tenebrosos cárteles de Ciudad Juárez copan la mayoría de los titulares, recordemos que México es la economía número 12 del mundo y se calcula que podría llegar a ser la quinta en los próximos 30 años. Su nivel en Latinoamérica solamente es superado por Brasil.

La colonial Nueva España -una vez transformada en república- atravesó tumultuosas etapas de intervenciones extranjeras, de sangrientas luchas intestinas y revoluciones, pero con el tiempo se estabilizó institucionalmente. El año 2000 Vicente Fox rompió la hegemonía del Partido Revolucionario Institucional (PRI). Esta ha sido retomada ahora con Peña Nieto.

Por compartir un extenso límite con EE.UU., México ha visto su destino intrínsecamente ligado a la gran potencia del norte tanto en lo malo como en lo bueno. Tuvo grandes pérdidas territoriales con ese país pero a su vez lo infiltró decisivamente en varios aspectos socio-culturales. En todo caso y por encima de la vieja frase “pobre México, tan lejos de Dios y tan cerca de los Estados Unidos”, la gravitación estadounidense es fundamental para la economía mexicana: 80% de sus exportaciones está dirigida a mercados norteamericanos.

Rico en petróleo y en recursos naturales, México precisa flexibilizar viejas políticas nacionalistas a fin de impulsar un mayor desarrollo de su enorme potencial en materia de hidrocarburos. Asimismo, es necesario crear condiciones internas de vida que frenen la migración constante de parte de su población hacia el norte del Río Grande. El tema del crimen organizado es también materia crítica, tendrá que ser combatico con drasticidad. La “mordida” (coima) sigue siendo una lacra. Esa perenne corrupción persiste en muchos niveles de las esferas policiales y en el campo de la lucha contra el narcotráfico. Es otra asignatura pendiente.

Las tareas por hacer en México son inmensas pero el porvenir se presenta promisorio. México está afianzando su presencia internacional con una inteligente red de mercados comunes que expande globalmente su comercio. Uno de los exponentes positivos de lo aseverado es la Alianza del Pacifico, nuevo esquema integracionista de halagüeño futuro y en el que Estados Unidos ha decidido ingresar como observador, sin descartar una membrecía posterior.

El viejo México revolucionario cambió desde hace tiempo y para bien. Ahora la imagen mexicana no es la del charro ensombrerado con pistolas y fundas de balas alrededor del torso. Más bien se parece a la del empresario Carlos Sims, propietario de un gigantesco consorcio de comunicaciones y uno de los hombres más ricos del mundo. Hay pobreza, la seguirá habiendo por un buen rato, pero los caminos del México de este tercer milenio tienden a la superación de esas lacras en la medida en que desarrolle potencialidades, mejore sus índices de desarrollo humano y supere desigualdades.

----------0000----------

 


Publicado en Fecha: 04 de agosto del 2013
Escrito por:
Agustín Saavedra Weise

Los más Recientes



Copyright © 2013 - Todos los Derechos Reservados

Telf. de contacto: 74969109 Diseñado por: Vicente Candaguira