REITERANDO LA IMPORTANCIA DE LA

VISIÓN ESTRATÉGICA

La ponencia que recientemente expuso el doctor Oscar Cortez Uzeda para su incorporación a la Academia Boliviana de Ciencias Económicas (“Situación económica, social y jurídica, incluidos los factores externos y los factores internos de la coyuntura boliviana”), me trajo evocaciones personales más allá de su intrínseco valor. El año 1983 fui incorporado a la Academia Boliviana de Ciencias Económicas por iniciativa de Rolando Kempff Mercado (+). Para dicha ocasión, presenté un trabajo titulado “Correlación entre la Ciencia Económica y la Ciencia Política”. Allí intenté establecer algunas pautas comunes para ambas disciplinas en el contexto de las ciencias sociales. En esa oportunidad tuve el privilegio de tener la constructiva réplica del académico Juan Careaga, posteriormente Ministro de Hacienda. Por otro lado, ya se iniciaba  entonces el enfoque correlacionado de los temas económicos. La ciencia económica es eminentemente humana y social e inmersa, por tanto, en los múltiples procesos que se generan en el ámbito de cualquier comunidad.

Sobre la base de ese marco metodológico enfocó su ponencia el doctor Cortez. Lo hizo con conocimiento de causa, por ser un hombre en el que  concurren varias disciplinas. Luego de analizar casos puntuales de la coyuntura nacional, ingresa en aspectos comparativos con respecto al escenario mundial. Señala con particular énfasis temas vinculados con problemas económicos, sociales, energéticos, financieros, políticos, institucionales, de integración, internacionales, axiológicos y jurídicos. Esta multidimensional e interdisciplinaria aproximación conduce hacia definiciones concretas y orienta especulaciones de naturaleza psicosocial, como también penetra en el campo de la geopolítica al resaltar la importancia de los espacios geográficos, factores determinantes éstos en la cultura y organización de todo grupo organizado de personas.

Lo planteado por Cortez es un verdadero recetario de medidas a ser tomadas por la dirigencia boliviana. También nos alerta en torno a la problemática atravesada globalmente por el planeta en el marco de una crisis financiera que sigue sacudiendo fuertemente a las economías industrializadas. La crisis marcha de la mano de un cambio climático que afectará  a diversos rubros de la humanidad, en particular el rumbo industrial y el de los grandes conglomerados transnacionales.

Bolivia tiene la bendición de ser una nación con escasa población y enorme territorio. Asimismo, cuenta con abundantes recursos hídricos y otros recursos naturales, renovables y no renovables. La crítica situación mundial, síntesis de una peculiar combinación eco-socio-económico-política del presente, hace que cada día se revaloricen más los espacios territoriales soberanos que cuentan con abundancia de materias primas y con mucho espacio para la expansión de su propia gente. Aquellos países  superpoblados, sin espacio y sin materias primas, aunque tengan una alta cultura tecnológica y cuenten con elevados niveles de desarrollo, en los días que vendrán atravesarán situaciones muy complicadas.

Como lo he manifestado antes, el concepto de visión estratégica se impone para poder así otear el horizonte global y luego diseccionar lo que corresponda e ir al punto específico. En este sentido, me gustaría que Cortez profundice la  interesante imagen estratégica de su ponencia. Le dejo la inquietud a este flamante académico, quien estoy seguro nos brindará –para beneficio de la Academia Boliviana de Ciencias Económicas y de nuestro país- otros valiosos estudios en el futuro cercano.


Publicado en fecha: 30 de abril de 2010
Escrito por: Agustín Saavedra Weise

 

Los más Recientes



Copyright © 2013 - Todos los Derechos Reservados

Telf. de contacto: 74969109 Diseñado por: Vicente Candaguira