IYAMBAE: SIN DUEÑO PERO CON DUEÑO

Iyambae significa “sin dueño”. Con ese sugestivo nombre, el conocido dirigente cívico, escritor y neurocirujano, Carlos Dabdoub Arrien, presentó recientemente un libro que pasaremos brevemente a comentar.

Iyambae es la historia documentada, anecdótica y apasionante, de las luchas de los cruceños por su libertad, por su autonomía y por Bolivia. Como lo dije antes, hemos tenido que navegar contra la corriente desde 1825 para demostrar que somos tan o más bolivianos que cualquiera. El premio desde el altiplano fue la desconfianza, celos, envidia o gratuitos rencores, agregando a ello el consabido mote de “separatistas” cada vez que algo dicho acá no les gustaba. Esto es válido hasta hoy y si bien ya no somos tan ingenuos como para caer en el terreno psicológico al que siempre nos han llevado, seguimos siendo todavía sensibles. Para quitarse eso definitivamente, hay que leer el libro de Carlos.

Por las páginas de la obra desfilan ilustres cruceños. Allí está el  cuatro veces presidente José Miguel de Velasco con sus valientes lugartenientes Agustín Saavedra y Marceliano Montero, partícipes fundamentales del único triunfo militar internacional de Bolivia (Batalla de Ingavi, 18 de noviembre de 1841). Estos grandes soldados han sido injustamente olvidados por la historiografía paceña, que ha ensalzado a sus héroes y ocultado a sus traidores, sin mencionar jamás a los cambas que lucharon por la unidad e integridad de la nación. Asimismo, desfilan a lo largo del libro decenas de nombres, tales como Andrés Ibáñez, Udalrico Zambrana, los combatientes del Chaco que murieron -como el abuelo materno del Dr. Dabdoub, Mariano Arrien y 10.000 bajas adicionales de cruceños que defendieron Bolivia-, los sobrevivientes de esa guerra y muchos otros forjadores de la cruceñidad. Citar al conjunto de estas personalidades visionarias excedería con creces el limitado espacio de esta nota. Todos merecen tener calles, avenidas y plazas con sus nombres. Confío en que nuestro Alcalde, el Presidente del Concejo, el Concejo propiamente dicho y los funcionarios ediles, tomen esto en cuenta y se acuerden de nuestros héroes a la hora de nominar lugares bajo jurisdicción municipal.

Iyambae es un canto a la libertad cruceña, como también a esta Santa Cruz de la Sierra que amamos y por la que podemos dar nuestras vidas, tal como los cruceños del pasado lo han hecho por nuestra tierra y por un Estado boliviano que nunca nos ha valorado debidamente.

Lean Iyambae, amigos lectores, recorran sus páginas.  Prácticamente todos ustedes encontrarán allí algún familiar luchador en las gestas cruceñas del pasado o del presente. El departamento de Santa Cruz fue puntual en sus citas con el tiempo y con la historia, como en su defensa permanente del suelo sagrado de Bolivia. Carlos Dabdoub nos lo recuerda elocuentemente mediante su valioso libro objeto de este breve comentario. Persisten, empero, inmerecidos agravios e ingratitudes contra el oriente boliviano que deben superarse, para siempre y por siempre. Ojalá así sea.


Publicado en fecha: 14 de diciembre de 2007
Escrito por: Agustín Saavedra Weise

 

Los más Recientes



Copyright © 2013 - Todos los Derechos Reservados

Telf. de contacto: 74969109 Diseñado por: Vicente Candaguira